ESTAS PREPARADO PARA PERDER TU EMPLEO ?

Las circunstancias se han complicado tanto últimamente que es verdad que tener trabajo es una bendición – JORGE BUCAY

Perder de forma inesperada nuestro trabajo es una de las experiencias más dolorosa que pueda imaginar cualquier ser humano, en sociedades como la Japonesa muchos trabajadores optan por el Hara-kiri o Seppuku, acto mediante el cual deciden quitarse la vida porque entienden que han fallado en su objetivo de ser exitosos en sus obligaciones labores o mantenerse en sus respectivos puestos de trabajos, a su vez hay que considerar que en el contexto actual la tecnología avanza a un ritmo vertiginoso, cada día se requerirá en menor medida la intervención humana para la ejecución de los procesos productivos, las empresas están optando por reducir costos, invierten fuertemente en automatización y digitalización, prefieren subcontratar (Outsourcing), demandan mayor polivalencia de su capital humano, todos estos factores contribuyen a que nos veamos expuestos a perder nuestros trabajos.

Es sumamente recomendable contar desde ya con un plan de contingencia para hacer frente a tal escenario, la meta es que en caso de ocurrir tal acontecimiento nuestras finanzas puedan resistir el tiempo suficiente hasta tanto encontremos una nueva empresa en la cual trabajar o decidamos emprender, en este sentido te compartimos algunas recomendaciones:

ESTADO MENTAL – EMOCIONAL: En el supuesto de que tal evento suceda debes entender que es un proceso normal, tienes que mantenerte enfocado, evitar caer en depresión o sentir que has fallado, reorganízate internamente para que puedas afrontar los nuevos retos que has de encontrar, es posible que ese sea el empujón que necesitas para salir a explorar otras oportunidades que pudiesen resultar más atractivas y lucrativas.

RED DE CONTACTOS: Es imprescindible que gestiones tu red de contactos de forma inteligente y práctica, resulta sumamente útil disponer de un listado actualizado de las personas que pueden efectivamente ayudarte para que logres recolocarte en el menor tiempo posible en el mercado laboral y comenzar a generar ingresos, trata de no mostrarte desesperado o persistente, en el entendido de que estarás solicitando ayuda y favores que en primera instancia dependerán de la disposición de vuestro contacto, amigo o conocido.

Dichoso el que tiene una profesión que coincide con su afición – GEORGE B. SHAW

FUENTES DE INGRESOS: Generalmente solo disponemos de una fuente de ingresos que ante cualquier eventualidad es impactada de forma fulminante, es preciso que desarrolles ideas de negocios que te permitan crear entradas de efectivo adicionales a tu trabajo ordinario, todos tenemos un negocio que siempre hemos deseado iniciar, pero por estar muy ocupados en nuestras labores diarias no hemos desarrollado o implementado, no esperes estar al borde de la bancarrota o desempleado para dar los primeros pasos, hoy es el mejor momento.

FONDO DE EMERGENCIA: El fondo de emergencia es una reserva de dinero destinada a utilizarse únicamente en situaciones inesperadas que generan una crisis. Para consolidarlo, necesita ahorrar cierto porcentaje de tus ingresos y mantenerlo en un lugar seguro. Es muy importante que este ahorro sea específicamente para emergencias. A la par, puede existir ahorro con otros propósitos, como un viaje o comprar una vivienda; sin embargo, la aportación al fondo de emergencia debe ser permanente, sin fugas hacia otros fines.

CONTROL DE GASTOS Y DEUDAS: Es evidente que al perder tu trabajo no podrás continuar con el nivel de gastos que usualmente tienes, desarrolla e implementa un presupuesto de supervivencia donde semanalmente puedas monitorear en que gastas, que puedes prescindir o lograr que sea más económico, por ejemplo, un plan de telefonía a menor precio, entre otros. Es importante renegociar o cancelar las deudas que sean más costosas, ya que de prolongarse el tiempo hasta que trabajes nuevamente la mayor parte de los ahorros, fondo de emergencia o cualquier otro salvavidas que tengas se consumirá de forma acelerada, por ello debes estar en contacto con tu banco para reestructurar los productos financieros que utilizas y si lo entiendes necesario definir acuerdos de pagos más bajo que los que actualmente tienes, en esencia debes mantenerte a flote sin perder tu capacidad de crédito y financiamiento.

MANTENTE SALUDABLE: Te imaginas sin empleo y enfermo, de seguro te causa pánico dicha imagen, tendrás que acudir al Doctor y todos sabemos lo costoso que resultan los cuidados médicos, para evitar un gasto significativo debes hacer ejercicio regularmente, comer saludable y realizar todas aquellas actividades y acciones que te mantengan alejado del hospital.

Todos estamos expuestos a perder nuestros empleos, lo importante es definir un plan de protección financiera y emocional que nos brinde la suficiente cobertura ante una situación tan critica, debemos comprometernos a implementar hoy todas las medidas necesarias que nos permitan afrontar la perdida de nuestro empleo con la menor cantidad de efectos negativos en nuestra vida diaria, solo se requiere una pequeña dosis de planeación y disciplina para disponer de nuestro propio seguro financiero si nos encontramos sin empleo.

Todo el que tiene ocupación tiene una oportunidad – ELBERT GREEN HUBBARD

Saludos,

REVEX

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s